Comprobar Disponibilidad

Llegada Salida


Ofertas Especiales

Long Stay Special Offer
Long Stay Special Offer
If you book a stay of 7 nights at Park Palace Hotel in Florence, the last night is free!

Reservation is prepaid, non-refundable, non-erasable.
Early booking with best price
Early booking with best price
Early Booking Offer: Book early and Save now!
Florence Hotel Park Palace offer a special deals with discount on advance and prepaid booking: will get a 10% discount on our best price.

Book now your visit to Florence city and[...]

Galileo Galilei

Galileo nace en Pisa el 15 de febrero de 1564 en el seno de una noble familia florentina.
En Florencia a partir de 1574, recibió una educación artística y literaria refinada. Su padre lo encaminó sin embargo a realizar estudios de medicina, empujado por la esperanza de volver a dar un poco de prestigio a la familia que había acusado graves problemas económicos.
En 1581, Galileo entra a la Universidad de Pisa donde seguirá cursos de medicina y de filosofía.
Es en esta época cuando formulará la ley de la isocronía de los péndulos, tras haber observado las oscilaciones de una lámpara en la catedral de Pisa. En 1585, dos años más tarde, vuelve a Florencia sin diploma, pero con grandes conocimientos y una gran curiosidad científica. Galileo comienza por demostrar varios teoremas sobre el centro de gravedad de algunos sólidos en su Theoremata circa centrum gravitatis solidorium y emprende, en 1586, la reconstrucción de la balanza hidrostática de Arquímedes a la que denominará Bilancetta. En 1589, es nombrado catedrático de matemáticas de la Universidad de Pisa.
A la muerte de su padre, que le deja la responsabilidad de la familia, su situación financiera es más que precaria. En 1592, deseoso de mejorar su condición económica, va como profesor a la Universidad de Padua donde se quedara 18 años. En lo que se refiere a su vida privada, durante este período sereno y feliz, tuvo 3 hijos (un hijo y dos hijas) con su compañera Marina Gamba.

En 1609, con el perfeccionamiento del catalejo astronómico, observará los fenómenos celestes. Galileo descubrirá la naturaleza montañosa de la superficie de la Luna, iniciará la identificación de estrellas hasta ahora desconocidas, y descubrirá los 4 satélites de Júpiter que nombrará los Astros Mediciens en honor de Cosme II de Médicis, su antiguo alumno y gran duque de Toscana.
Presentó sus descubrimientos a la comunidad científica internacional en su famoso Sidereus Nuncius. Este hecho le valió el nombramiento de primer matemático y filósofo gran ducal, sin obligación de enseñanza y a honorables condiciones económicas. El mismo año descubre los anillos de Saturno, las manchas del sol y las fases de Venus.
En 1611, vuelve a Florencia. Tras haber obtenido el consentimiento de los más importantes astrónomos y matemáticos de su tiempo, viajará a Roma para ilustrar sus descubrimientos, arduamente criticados por los científicos tradicionalistas. Galileo tiene la aprobación del órgano colegiado romano de los Jesuítas. Es en ese momento cuando la Inquisición le acusará de herejía. Galileo polemizará con uno de los Jesuítas y le obligará a poner límites entre la ciencia y la fe en sus 4 famosas cartas copernicanas traducidas como Diálogos y Cartas selectas. El 24 de febrero de 1616, a pesar de poseer numerosos amigos influyentes, un decreto del cardenal Bellarmino lo pone en guardia. Galileo debe abstenerse de enseñar las teorías copernicanas ya que son incompatibles con la fe católica. Si no, se verá encarcelado.
A pesar de todo, sintiéndose muy seguro de sus convicciones, reaviva la controversia y escribe el Saggiatore, su polémica obra maestra, que obtendrá posteriormente un gran éxito.
En 1624, comienza la escritura de su Diálogo sobre los dos grandes sistemas del mundo, donde se burla implícitamente del geocentrismo de Ptolomeo, defendido por la Iglesia Católica. El Diálogo es a la vez una revolución y un verdadero escándalo. El libro es, en efecto, abiertamente pro-copernicano. Su publicación, en 1633, provoca la reacción inmediata de la Inquisición que confisca el libro y pide a su autor viajar inmediatamente a Roma, donde, acusado de herejía, Galileo será juzgado y condenado por desobediencia a las órdenes de la Iglesia. El juicio se concluye con una condena de encarcelamiento, pero gracias a su prestigio internacional y su acto de sumisión, Galileo sería enviado en primer lugar a Siena, luego a su Villa de Arcetri, cerca de Florencia, donde muere el 8 de enero de 1642. Es solamente en 1736 que su cuerpo será depositado en la iglesia de la Santa Croce en Florencia.

You are here Florencia y otros Observatorio Galileo Galilei